ICL: de 0 a 100 en un abrir y cerrar de ojos

Una ICL (Implantable Collamer Lens) es una lente fáquica, es decir, que se coloca sin necesidad de extraer el cristalino. Va situada en la cámara posterior, entre el iris y el cristalino (en el surco ciliar). Existe otra versión de lente fáquica que puede ir situada en la cámara anterior, y va anclada al iris.

La Visian ICL es una lente fabricada con un material biocompatible con el globo ocular y es muy flexible. De esta manera, puede implantarse de una forma muy sencilla, ya se dobla con facilidad y es posible introducirla dentro del ojo realizando microincisiones corneales. Va situada en la cámara posterior del ojo, justo por detrás del iris, pero sin llegar a tocarlo. No se puede percibir a simple vista, con lo cual a ojos de los demás, es como si no llevara nada dentro. Con la VISIAN ICL, se puede tratar la miopía, hipermetropía y el astigmatismo.

lenteICL

¿Soy candidato para la ICL?

El candidato para una ICL debe tener una edad comprendida entre los 21 y 45 años y deben estar afectados por miopía, hipermetropía y/o astigmatismo. El paciente ideal para ese tipo de intervención es aquel que no ha pasado antes por cualquier otro procedimiento quirúrgico oftalmológico. No debe tener alguna otra enfermedad ocular asociada como glaucoma, retinopatía diabética, iritis, etc.

Le haremos las pruebas adecuadas para saber si es un candidato a esta cirugía. Con nuestros equipos de última tecnología, le mediremos la profundidad de la cámara y el estado de salud de las estructuras oculares. Descubra las condiciones para ser candidato.


Desarrollo de una cirugía de lentes ICL

La cirugía ICL es ambulatoria y es de corta duración. La anestesia que se utiliza en esta intervención es tópica, con lo cual usted va a estar despierto durante todo el procedimiento. Las pupilas deben estar bien dilatadas, por este motivo también se le administrarán colirios para esto. No se preocupe, no sentirá ningún dolor, pero para su tranquilidad debe saber que hay un anestesista en todo momento preocupándose de su bienestar.

Antes de la operación, se realiza un agujero en el iris (iridotomía) con un láser especial llamado láser YAG. Esto se hace para que el humor acuoso que hay entre la cámara anterior y la cámara posterior pueda circular libremente después de la cirugía, ya que la lente puede interferir en esta circulación. Es una medida de precaución para evitar que la presión intraocular suba y que se produzca un glaucoma secundario.

Cómo implantar una lente ICL

La cirugía con lente intraocular en 4 pasos:

Para una mayor comodidad y protección adicional, el cirujano puede ponerle un parche el primer día de la intervención. Éste será retirado al día siguiente, durante la primera revisión del postoperatorio. Es muy importante que usted acuda a esta cita, ya que se controla la presión intraocular y se revisa que el ojo esté sano.

Debe seguir rigurosamente las pautas indicadas por su cirujano, especialmente las relacionadas con los antibióticos y antiinflamatorios que hay que administrar los días posteriores a la cirugía.

Conozca las ventajas de las lentes ICL.


ICL
Ventajas de la ICL
Tratamiento con ICL
Desarrollo de la cirugía
Vídeos testimoniales ICL
Precio
Contacto Vallmedic Vision
Vallmedic


Av. Nacions Unides, 17
AD 700 Escaldes-Engordany
+376 88 55 44

Av. Picasso, 57
07014 Palma de Mallorca
+34 971 220 666

Copyright por Vallmedic 2018. Todos los derechos reservados.